Blogroll

jueves, 13 de octubre de 2011

El país de las curitas.



La Habana, Cuba, octubre de 2011
Joisy García Martínez.

La última de las justificaciones, para continuar con mis dolores de mula la tenía un compresor que según decían echaba humo en la policlínica de Punta Brava, todos los pacientes nos marchábamos cabizbajos y decepcionados, escuchando aquella frase alentadora de una (entusiasta) dirigente de la policlínica, “mañana se arreglara el compresor”.

Desde la pasada semana, lunes 3 de octubre estoy tratando de empástame una muela, y solamente he conseguido, en varios días, que me pongan curitas y mas curitas, ya me siento el Rey de las curitas. Los dentistas, que atienden a la ciudadanía de mi barrio, todos están trabajando aglomerados en un local confortable y limpio, pero no constan con estabilidad en recursos materiales, logísticos y sus pagas son irrisorios, no correspondientes a realidades económicas presentes, caricatura burlesca de lo que pudiera ser un salario digno, decoroso y el cual todos reprochan, en el baño de la casa.

Después de haberme anunciado en P. Brava aquel inconveniente -que ya lleva más de 7 días laborables- me fui a una clínica dental enorme que queda en Bauta, en la misma no pude resolver mi titánico problema molar, ya que después de esperar aproximadamente más de 4 horas, la única doctora de guardia me informo, que en el departamento de emergencias solo se ponen curitas de urgencias y extracciones molares urgentes.

La enorme decepción que causa ver un edificio completo, con simplemente un solo personal de guardia y muchos pacientes en estado de sufrimiento, solamente lo puede describir con un twtter de indignación. En mi entender es momento de dar pasos más apresurados, profundos, no tiene ningún sentido seguir disimulando la monumental incapacidad del sector estatal para resolver los problemas dentales, que en definitiva todos los contribuyentes pagamos al enorme reino de las curitas.

Nota: curita se le llama en Cuba a una especie de mescla blancuzca que se les pone a los pacientes en las muelas o dientes afectados antes de poner la amalgama final.



1 comentarios:

Publicar un comentario

Blog Archive